16 junio 2017

Perspectivas


Estos días disfruté con las flores rosas de mi jardín, preparé acelga, compré unos pasteles, puse un pequeño florero en la mesa de la cocina, fotografié una planta extraña que ha nacido en el jardín, fui a por el pan y me perdí en un camino lleno de rosales, jugué con mi hijo a "Hotel", hice alguna comprita por internet, saqué el carnet joven al chico, me hice la pedicura, ordené mis zapatos (horrorrrrr.....), saqué mi ropa de verano (más horror aún, la tiraría toda al contenedor)... Pero no voy a deprimirme, no importa que pasemos de los 30º, ni que esté todo el día sudando, ni que no tenga ganas ni de hacer una cama. Pensemos que la semana que viene estaremos en la playa, eso sí, pasando calor y sudando igual que aquí. Pero con otra perspectiva, claro.
Feliz fin de semana ♥♥♥

12 junio 2017

Tarde en Pamplona




¿Cómo fue el fin de semana? Por aquí se empieza a notar un ambiente festivo que inunda las calles de música de charanga y los escaparates de pantalones blancos y pañuelos rojos.  El sábado por la mañana aproveché para limpiar la casa mientras el chico y sr. marido iban a hacer la compra.  Luego me di una ducha y poco después estábamos comiendo en uno de nuestros chinos favoritos.  Al chaval le invitaron a dormir a casa de un amigo, así que después de acompañarle fuimos a lo viejo a tomar unas cervecitas y pasear un poco.  Hace unos días leí que quieren derribar el edificio de los cines Carlos III que véis en la tercera foto, y siempre se entristece el corazón cuando de un plumazo quieren quitar algo que nos trae tan buenos recuerdos. ¡Cuántas pelis me llevó mi madre a ver ahí!  Cuando eso ocurra, me sentiré un poco Salvatore...
A la noche había concierto de Loquillo, y no me hubiese importado nada ir a verle.  Es un tío grande Loquillo, me encanta su música, su personalidad, su forma de hablar y de ver la vida.   Como dicen que a falta de pan buenas son tortas, me conformaré con un vídeo en directo de una de mis canciones favoritas.
Un abrazo. 

08 junio 2017

Empezamos junio




Este fin de semana pasado, transcurrió entre Pamplona y la casa de mi suegra. El sábado nos desplazamos a Guipúzcoa, donde la lluvia nos acompañó en nuestra visita, y el domingo aquí más de lo mismo... Botas, paraguas y gabardina, para una jornada tranquila, que acompañamos con una buena comida y un buen gin-tonic en el Gaucho. Es lo que mejor se nos da, qué le vamos a hacer, jajajaj.... 
No sé si os comenté, creo que no, que he cambiado de trabajo, algo más estable que el que tenía, aunque también más aburrido y sedentario, pero estoy contenta, puedo planificar mi vida a corto plazo, cosa que me resultaba casi imposible hasta ahora.  Como todos los años, viajaremos a nuestra querida Almería, tan solo quedan un par de semanas.  
El chico ha aprobado todo el curso, y en ese sentido estoy contenta, aunque hay que manejar sus cambios de humor como mejor se puede.  Dicen los que entienden que es cosa de la edad (14 años), bueno, esperemos que tengan razón.  He leído varios libros y artículos al respecto, y siempre llego a la misma conclusión: amor, paciencia, y... esperar a que escampe.  Pero aunque de lo primero voy sobrada, de lo segundo ya me queda cada vez menos, así que tendré que hacer caso a lo tercero, o sea, esperar a que pase el temporal.
Bueno chicas, el siguiente post irá sobre el calor, seguro....
Un abrazo ♥♥♥ 

30 mayo 2017

Paseo con sorpresa


El domingo comenzó con un desayuno de fruta, café y una tostada en el jardín.  Es curioso cómo en los días festivos y a esa hora solo se escuchan los trinos de los pájaros.


Nos acercamos en coche hasta un pueblo cercano a Pamplona para hacer un recorrido a pie por uno de los caminos que componen el llamado Parque Fluvial del Arga, y que atraviesa la ciudad y los alrededores. Un campo de amapolas me llamó la atención nada más comenzar.


El río Ulzama a su paso por Villava y en dirección a Burlada.



Llegamos hasta el pueblo de Burlada, en concreto hasta el Palacio Uranga, un lugar maravilloso que fue construido en 1902.  Consta de unos enormes jardines que lo rodean, y en el que suelen hacerse reportajes fotográficos de boda.

 

Y cuando regresábamos, mirad con qué nos topamos... Desde lejos me parecían piernas, pero mi cerebro no lo asimilaba, jajajaj... Conforme nos acercamos, efectivamente lo eran.  Me pareció un momento mágico, la gente se paraba respetuosamente a mirar, con caras de sorpresa, y un silencio especial lo envolvía todo.  ¿No os parece curioso? A mí me impactó, la verdad.  Aún ahora, cuando miro las fotos me sigue dejando atónica.  ¿Qué os parece?  Yo lo he llamado "bosque de piernas".

x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x

P.D. Como todos los finales de mes, también he publicado el collage correspondiente a mayo.

26 mayo 2017

Cosas cotidianas



Siento de corazón tener el blog tan abandonado y más aún cuando no hay excusa posible... así que uno de mis objetivos a partir de ahora mismo, va a ser espabilarme un poco, porque pocas cosas me alegran y motivan tanto como sacar fotos a mi vida cotidiana.  Quizás se han vuelto tan "cotidianas" que no he sabido verlas.  Pero es realmente bonito echar la vista atrás y ver unas simples gotas de lluvia en la ventana, una merienda del chico, las plantas del salón, un cielo con nubes o un rincón del jardín, tal y como eran en esa fecha.  La foto más emotiva, sin duda la última: un ramo de flores que encargué para mi sobrina, que celebró su graduación en la Universidad hace poco.  Ayer la sostenía entre mis brazos siendo un bebé y ahora solo puedo pensar en el tango de Gardel, ya sabes, veinte años no es nada.  Y tanto.

Un abrazo amigas, y feliz fin de semana.

29 abril 2017

Castillo de Medinaceli


Camino a Madrid desde Pamplona, paramos en un lugar habitual como es Medinaceli, en la provincia de Soria.  Es un punto típico para bajar del coche, tomarse un café y estirar un poco las piernas.  Cuando retomamos nuestro camino, volví la vista atrás y mientras el paisaje pasaba rápido a mi derecha, me fijé en una silueta magnífica y solemne, que a lo lejos y sobre un alto permanecía estática mientras nos alejábamos.  Consulté en mi móvil, y supe que era el Castillo de Medinaceli (tengo que decir que siento una especial fascinación por los castillos ruinosos), así que le hice prometer a sr. marido que a la vuelta pararíamos y nos acercaríamos a verlo.

Rescato estas pocas fotografías que tomé.  Subimos por una carretera serpenteante que nos acercaba cada vez más al castillo.  En la oficina de turismo que hay arriba me informaron de lo que podíamos ver. Primero nos encontramos con uno de los pocos arcos de triunfo romanos construidos en España, este además es el único con tres arcos.  Siguiendo el paseo llegamos hasta el castillo, que se encuentra en estado de ruina consolidada, esto quiere decir que por la parte de atrás no hay nada, salvo un cementerio, pero mereció la pena la parada, sin duda.

Feliz largo fin de semana amigas.

x x x x x x x x x x x x x x x x x x x x

P.D.: Ya está el collage de abril, espero que os guste ♥

25 abril 2017

En Madrid


Casi dos semanas sin aparecer por aquí...  y lo mejor es que no tengo excusa.  Nuestra pequeña escapada a Madrid fue igual que otros años, nada reseñable, los mismos sitios, las mismas sensaciones, los mismos turistas caminando como zombies por las calles más populares, y yo sin muchas ganas de hacer fotos. Aún así os muestro algunas tomadas en la Plaza Mayor y alrededores.  El viernes lo dedicamos a hacer un par de visitas: una a la Estación fantasma de Chamberí, inaugurada en 1919 al estilo parisino y clausurada décadas después y convertida en museo.  La otra pretendía ser una visita al Museo Sorolla, pero la cola interminable de gente, nos hizo desistir.  Está claro que para estas cosas es preferible días menos concurridos.  El chico entró en La Mallorquina para comprar algo, pero había tal mogollón que no tuvimos paciencia para esperar.  


El sábado y el domingo visitamos el Parque Warner, y más de lo mismo, gente a patadas.  El chaval disfrutó a su aire en las atracciones más fuertes en las que había menos cola.  En las más populares, había hasta cincuenta minutos de espera...  Yo me animé y me monté con él en varias atracciones, aunque lo mío es estar con los pies en tierra firme, jajaaj.... 

El lunes visitamos a mi tía que el mes que viene cumplirá 95 años y después de comer volvimos a casa. Una vez aquí, ya sabéis, lavadoras, limpieza, jardín, etc... y todo ello con una tendinitis en el brazo izquierdo que me está fastidiando bastante.  La semana que viene voy al traumatólogo, a ver qué me dice.

Un abrazo amigas, gracias por pasaros a visitarme ♥♥

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...